sábado, 25 de marzo de 2017

Día Internacional de la Poesía

¡Hola Lectores! Como sabrán, el martes pasado fue el Día Internacional de la Poesía y se me ocurrió compartirles algunos de los poemas que más me gustan así que espero que los disfruten.

Yo no puedo tenerte ni dejarte
Resultado de imagen para sor juana ines dela cruz

Yo no puedo tenerte ni dejarte,
ni sé por qué, al dejarte o al tenerte, 
se encuentra un no sé qué para quererte
y muchos sí sé qué para olvidarte.

Pues ni quieres dejarme ni enmendarte,
yo templaré mi corazón de suerte
que la mitad se inclina a aborrecerte
aunque la otra mitad se incline a amarte.

Si ello es fuerza querernos, haya modo,
que es morir el estar siempre riñendo:
no se hable más en celos y en sospecho,

y quien da la mitad, no quiera el todo;
y cuando me la estás allá haciendo,
sabe que estoy haciendo la deshecha.

Sor Juana Inés de la Cruz


A una nariz
Resultado de imagen para francisco de quevedo

Érase un hombre a una nariz pegado,
érase una nariz superlativa,
érase una nariz sayón y escriba
érase un peje espada muy barbado.

Era un reloj de sol mal encarado,
érase una alquitara pensativa,
érase un elefante boca arriba,
era Ovidio Nasón mas narizado.

Érase un espolón de una galera,
eráse una pirámide de Egipto,
las doce tribus de narices era.

Érase un naricísimo infinito,
muchísimo nariz, nariz tan fiera
que en la cara de Anás fuera delito.

Francisco de Quevedo y Villegas


No te salves
Resultado de imagen para mario benedetti

No te quedes inmóvil
al borde del camino
no congeles el júbilo
no quieras con desgana
no te salves ahora
ni nunca
no te salves
no te llenes de calma
no reserves del mundo
sólo un rincón tranquilo
no dejes caer los párpados
pesados como juicios
no te quedes sin labios
no te duermas sin sueño
no te pienses sin sangre
no te juzgues sin tiempo

pero si
pese a todo
no puedes evitarlo
y congelas el júbilo
y quieres con desgana
y te salvas ahora
y te llenas de calma
y reservas del mundo
sólo un rincón tranquilo
y dejas caer los párpados
pesados como juicios
y te secas sin labios
y te duermes sin sueño
y te piensas sin sangre
y te juzgas sin tiempo
y te quedas inmóvil
al borde del camino
y te salvas
entonces
no te quedes conmigo.

Mario Benedetti


Los amorosos
Resultado de imagen para jaime sabines

Los amorosos callan.
El amor es el silencio más fino,
el mas tembloroso, el más insoportable.
Los amorosos buscan,
los amorosos son los que abandonan,
son los que cambian, los que olvidan.

Su corazón les dice que unca han de encontrar
no encuentran, buscan
los amorosos andan como locos
porque están solos, solos, solos,
entregándose, dándose a cada rato,
llorando porque no salvan al amor.

Les preocupa el amor. Los amorosos
viven al día, no pueden hacer más, no saben.
Siempre se están yendo
siempre hacia alguna parte.
Esperan,
no esperan nada, pero esperan.

Saben que nunca han de encontrar.
El amor es la prórroga perpetua,
siempre el paso siguiente, el otro, el otro.
Los amorosos son los insaciables,
los que siempre -¡qué bueno!- han de estar solos.
Los amorosos son la hidra del cuento.

Tienen serpientes en lugar de brazos.
Las venas del cuello se les hinchan
también como serpientes para asfixiarlos.
Los amorosos no pueden dormir
porque si se duermen se los comen los gusanos.
En la oscuridad abren los ojos
y les cae en ellos el espanto.
Encuentran alacranes bajo las sábanas
y su cama flota como sobre un lago.

Los amorosos son locos, sólo locos,
sin Dios y sin diablo.
Los amorosos salen de sus cuevas
temblorosos, hambrientos,
a cazar fantasmas.
Se ríen de las gentes que lo saben todo,
de las que aman a perpetuidad, verídicamente,
de las que creen en el amor
como una lámpara de inagotable aceite.

Los amorosos juegan a coger el agua,
a tatuar el humo, a no irse.
Juegan el largo, el triste juego del amor.
Nadie ha de resignarse.
Dicen que nadie ha de resignarse.
Los amorosos se avergüenzan de toda conformación.
Vacíos, pero vacíos de una a otra costilla,
la muerte les fermenta detrás de los ojos,
 y ellos caminan, llorando hasta la madrugada
en que trenes y gallos se despiden dolorosamente.

Les llega a veces un olor a tierra recién nacida,
a mujeres que duermen con la mano en el sexo,
complacidas,
a arroyos de agua tierna y a cocinas.
Los amorosos se ponen a cantar entre labios
una canción no aprendida,
y se van llorando, llorando,
la hermosa vida.

Jaime Sabines


Para entonces
Resultado de imagen para manuel gutierrez najera

Quiero morir cuando decline el día,
en alta mar y con la cara al cielo,
donde parezca sueño la agonía
y el alma un ave que remonta el vuelo.

No escuchar en los últimos instantes,
ya con el cielo y con el mar a solas,
más voces ni plegarias sollozantes
que el majestuoso tumbo de las olas.

Morir cuando la luz triste retira
sus áureas redes de la onda verde,
y ser como ese sol que lento expira;
algo muy luminoso que se pierde.

Morir, y joven; antes que destruya
el tiempo aleve la gentil corona,
cuando la vida dice aún: "soy tuya",
aunque sepamos bien que nos traiciona.

Manuel Gutiérrez Nájera

Y bueno, espero que les haya gustado esta selección de mis poemas favoritos y me gustaría que me dejaran abajo cuáles son los suyos.

Saludos.

4 comentarios:

  1. Se me hace una falta de respeto que no esté Gabriela Mistral ahí jajajaja

    No pero ya enserio. Ella es una de mis favoritas. Los poemas de esa mujer tienen algo que logra tocarme cada vez que los leo. Uno de mis favoritos es Del nicho helado en que los hombres te pusieron.

    No sé porqué no hice una entrada sobre ella el día mundial de la poesía pero creo que aprovecharé y lo haré uno de estos días.

    No conocía tu blog pero me quedo por aquí. Gracias por pasar al mío.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sabes, no he leído nada de Gabriela Mistral y me siento mal por eso y creo que empezaré leyendo el poema que recomiendas.

      Saludos.

      Eliminar
  2. No he leído más que a Sabines y es que por mucho tiempo pensé que la Poesía no era para mi, apenas este año le dí la oportunidad y me siento satisfecho con ese pequeño paso. Me parece que hay en mi estantería un libro con algunas de las obras de Sor Juana pero no me he animado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo no soy muy fan del género y soy mus quisquilloso con los poemas que leo pero esepecíficamente estos cinco autores me encantan.
      Ojalá que te animes con Sor Juana, puede ser un poco intimidante al inicio pero no es tan difícil como aparenta. Te recomiendo empezar con sus sonetos.

      Saludos.

      Eliminar

Procura que tus comentarios no contengan spoilers ni insultos para el creador o los lectores.
Tengo activada la moderación de comentarios para poder leerlos y contestarlos absolutamente todos.
Si vas a dejar cualquier link a tu blog por lo menos comenta algo relacionado con la entrada o de lo contrario no me pasaré por tu blog.